Vivos

Mazoni – Neu! Festival / Auditori de Girona

 

Jaume Pla, Mazoni, ha anunciado una tregua después de veinte años de carrera musical. Es un “paro indefinido” para descansar, cargar pilas y huir de la dinámica de conciertos, giras y grabaciones que le han llevado a publicar una docena de discos como Mazoni (un par de ellos en inglés, el último de los cuales 7 Songs For An Endless Night, de 2016, con la producción de Brendan Lynch, productor también de Paul Weller o Primal Scream), a los que habría que añadir algunas colaboraciones y proyectos con, por ejemplo, Pau Riba (espectacular su versión de la «Cançó 7ª en colors»).

 

Mazoni se despide con los dos conciertos finales en Girona (26 de enero) y Barcelona (el próximo 24 de febrero, en la sala Apolo). El concierto del Auditori de Girona formaba parte de la programación del festival NEU!, que celebra así su décimo aniversario como referente, junto al Festival In-Somni, de los sonidos más independientes i alternativos.  Las más de mil personas que llenaban la sala auguraban una gran noche, como así fue.

Desde hace un año, Mazoni está en ruta celebrando sus veinte años de carrera, con una nueva formación que sustituye a la tradicional que lo venía acompañando desde que publicara Esgarrapada en 2006. Ahora en formato trio, junto a Adrià Bravo (teclista) i Natán Arbó (bajo), con bases electrónicas que sustituyen a la batería, en un conjunto que ofrece una nueva sonoridad a su repertorio. Es de agradecer, en estos tiempos de superficialidad y banalidad musical, encontrase con músicos completos como Mazoni, que se dirige a un público musicalmente adulto.

 

 

Lejos de repetir las fórmulas de éxito, ha sido siempre un músico inquieto y la nueva formación le permite ampliar las fronteras estilísticas de un repertorio con raíces en la música rock pero que incursiona en otros registros sin perder su identidad, del pop alternativo a ritmos más electrónicos y bailables, que le permite, también, dar nueva vida a viejas canciones.

Gran compositor y no menos buen músico, Mazoni mostró en Girona su dominio de los tempos del concierto, ya fuera con la progresión de intensidad inicial, pasando por el set acústico que abría la puerta a la explosión rítmica de la parte final de las dos horas de actuación, que el público siguió, en buena parte, en pie. En un concierto intenso, pero no nostálgico, el músico ampurdanés recorrió su repertorio de viejos y preciados temas como “Se’m moren les plantes” o «El riu» al melódico i sensible «Part d’un tot», pasando por piezas de su último trabajo Ludwig, hasta la apoteosis de «Purgatori» y el grito final de «Euforia 5 – Esperança 0».

La fiesta de despedida de Mazoni fue un buen punto y aparte que presagia un gran retorno.

 

Texto y fotos: Ramón Moreno

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Contacto: jorge@ruta66.es
Suscripciones: suscripciones@ruta66.es
Consulta el apartado tienda

Síguenos en Twitter