Encuentros — 9 noviembre, 2017 at 8:56

Spoon: Tonadas hipnóticas en forma de calavera

Todo lo que merece la pena se hace esperar. Hay veces que nunca llega, pero en este caso no ha sido así. Hace unos meses la logística impidió que nos reuniésemos a charlar de manera distendida con la banda de Britt Daniel. Spoon están a punto de iniciar una gira por nuestro país para presentar los cortes de su último lanzamiento ‘Hot Thoughts’. Estarán el martes 14 de noviembre en la Sala Apolo de Barcelona y el 15 de noviembre en La Riviera. Sobre los comienzos en aquello del sonido “independiente” y la forma en la que ha evolucionado su sonido nos habla Rob Pope, bajista de la formación desde hace una década.

Matador lanzó la carrera de numerosas bandas a principios y mediados de los noventa. ¿Cómo recuerdas aquella escena y el hecho de haber sido una banda de Matador desde sus comienzos?

Matador era un sello mucho más pequeño cuando lanzaron el primer disco de Spoon y por desgracia no conectaron con tanta gente como se esperaba. Ahora hay mucho más apoyo. En los noventa Matador lanzó discos muy importantes para Spoon. Guided By Voices, Pavement o John Spencer Blues Explosion. La lista sigue y sigue.

¿Cómo os sentís al regresar a vuestra antigua etiqueta para este nuevo disco?

Ahora son un sello totalmente diferente con respecto a los noventa. Han tenido algunos éxitos importantes últimamente y están continuamente lanzando discos que disfrutamos. Estamos muy contentos con Matador.

Algunos sellos como Sub Pop fueron comprados por las majors a mitad de los noventa. ¿Crees que aquello fue el final de la era independiente?

No creo que aquello acabara con la era “independiente”. La forma que tiene la gente de comprar y escuchar música está en continua evolución. Creo que fue natural que las grandes compañías intentaran poner dinero en sellos como Sub Pop. Ellos estaban haciendo algo grande de verdad con bandas pequeñas. Los sellos grandes estaban teniendo tiempos difíciles para conseguir una banda que vendiera cien mil discos y las etiquetas independientes se las arreglaban para conseguirlo. Así que los grandes llegaron con la pasta.

Cuando escuché por primera vez ‘Hot Thoughts’ pensé que se trataba de una experiencia global, que no puedes entender una canción sin la otra. ¿Crees que es así?

Siempre intentamos hacer discos que sean un todo y esperamos que las canciones funcionen en su conjunto. Es algo importante para nosotros.

De alguna forma, ‘They Want my Soul’ fue un álbum de transición entre vuestro trabajo previo y ‘Hot Thoughts’. ¿Qué aprendisteis sobre aquel disco que fuese de de ayuda en la concepción de este último?

Añadimos a la banda un miembro nuevo, Alex Fischel. Creo que aquello ayudó a configurar muchos de los sonidos de nuestros dos últimos discos. Además hicimos ‘TWMS’ y ‘Hot Thoughts’ con Dave Fridmann y eso fue lo que realmente conectó los dos álbumes. Ambos son discos que suenan a Spoon pero van un paso por delante de la banda.

Pienso que este nuevo album abre un nuevo camino en el sonido de Spoon. ¿Crees que es una vía a seguir en vuestros próximos discos?

Todavía no hemos empezado a hablar sobre hacer un nuevo disco. Pero estamos muy contentos con la forma en la que este último lanzamiento ha dado la vuelta a nuestro concepto como banda y la forma en la que estamos sonando en directo durante la gira en la que nos encontramos.

Ahora muchas bandas de rock and roll con una larga trayectoria intentan probar cosas nuevas con la música electrónica. ¿Creéis que es un signo de un discurso agotado con respecto a los sonidos más clásicos dentro del rock?

Creo que las bandas con “largas trayectorias” están continuamente intentando que lo que hacen sea interesante y por eso necesitan reinventarse. Sé que es el caso de nuestros últimos lanzamientos. Nos encanta el sonido del rock clásico pero a veces esos elementos no encajan en la forma en la que queremos que nuestras canciones suenen y se desarrollen.

Texto: Alex Jiménez

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: