Discomático — 4 octubre, 2017 at 7:43

Copernicus Dreams – The Honeymoon (Copernicus-Gaua)

Sentimientos, emociones, memorias e incluso épocas del año van asociadas a canciones y discos. Hay discos de invierno, de otoño, de primavera y de verano. Hay discos tristes y alegres. Optimistas y pesimistas. Canallas y señoriales. Todo depende del instante en que te llegan y de las sensaciones participadas por los músicos. El segundo trabajo de los cántabros transmite paz, luminosidad y, diría, que felicidad. Imagina prolongadas tardes de verano, inventa amaneceres junto al mar y noches bajo el cálido abrazo de las estrellas. Así son sus canciones, naturales, rebosantes de frescura, envueltas en preciosistas armonías vocales capitaneadas por capas de guitarras, punteadas por adornos de armónica y dibujos de pedal steel. Canciones que huelen a hierba húmeda y a escarcha madrugadora, a carreteras secundarias bordeando la costa con el volumen ahogando el ruido del motor al tiempo que el sol brinca en el parabrisas y el volante gira mientras esas evocadoras melodías te dicen que estás a la hora adecuada y en el lugar correcto. Si te va el folk-rock, el sonido de California, los acentos sureños —los solos de «Cheer to Those Days» beben de esas fuentes—, el omnipresente Dylan, los seminales The Band o Big Star, a los que agasajan en la canción del mismo título, este será uno de tus discos nacionales del año. Palabra rutera queridos lectores. Confíen en mí.

 

MANEL CELEIRO

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: