Encuentros — 6 octubre, 2015 at 16:38

Indigos, “el arte no debería tener mucho que ver con los mercados”

indigos02Fusionan el rock, el folk, el Americana y el blues. Son de Barcelona y su primer disco responde al título de Shine On Me. Joss Santos, alma máter de Indigos charló un rato con esta Ruta mientras preparan su aparición el próximo 17 de octubre en el Festivald e Blues de Cerdanyola en una jornada que compartirán con John Nemeth, Myles Sanko y Los Deltonos.

 

Empezaste con algo mucho más cantautoril hecho en la calle ¿cómo fue el paso a un formato banda?

Hace unos años decidí empezar a tocar con otros músicos. Hasta entonces siempre había tocado en casa y nunca le había enseñado mis temas a nadie. Nunca me he considerado un gran músico y la verdad es que me costó dar ese paso. En aquel momento tenía un sonido en la cabeza con el que quería experimentar y decidí contactar con un chelista. Puse un anuncio en Internet y pocos días después estaba tomando un café con Mariano, que se convirtió en un amigo hasta hoy. Empezamos a ensayar y al poco tiempo estábamos tocando en la calle y en bares de la ciudad. Oriol Cors empezó a venir a tocar la batería en algunos bolos y después conocimos a Carles Casanovas y Camilo Fernández que tocaban guitarra y contrabajo. Supongo que esa primera banda se formó de forma espontánea, con gente que conocíamos que les gustaba lo que hacíamos y con los que queríamos tocar. Finalmente no llegó a consolidarse pero guardo un muy buen recuerdo de todos ellos y les estoy muy agradecido de lo que hicieron.

 

Podríamos decir que la banda se mueve en el terreno del Americana/ No Depression, justo cuando parece que el estilo muestra síntomas de agotamiento ¿cómo veis eso? ¿Estáis de acuerdo?

La verdad es que este disco se puede calificar como folk o Americana, aunque también hay algo de blues y rock. Sinceramente teníamos un sonido claro en la cabeza pero no una dirección en cuanto al estilo. Y a día de hoy tampoco lo buscamos. Queremos conseguir un sonido propio pero, dentro de ciertos parámetros. No nos queremos cerrar a ningún estilo en concreto. De hecho, los temas nuevos que estamos haciendo son mucho más eléctricos y hay algo de funk y hard-rock y en los directos suena algún pasaje reggae. Los músicos que más admiro son aquellos que trabajan cualquier estilo, pero si pones un disco suyo, sabes que es suyo desde la primera nota. El sonido y la honestidad es lo que les da coherencia. Esa es la libertad creativa que me gustaría conseguir. En cuanto a si está agotado, depende de a qué país te refieras. En Estados Unidos, mientras el mainstream se mueve en el hip-hop o el pop, por debajo existe un revival muy potente del folk y los géneros tradicionales. Amos Lee, Sarah Jarosz, Harper, Lamontagne… Es gente que llena teatros enormes y algunos han ganado Grammys. Creo que eso nunca muere. En nuestro país, quizá por tradición, el movimiento no sea tan potente, pero en Catalunya sin ir más lejos tienes a gente como Joana Serrat o Núria Graham que van por ese camino. Creo que existe una escena pero los músicos estamos inconexos, deberíamos tomar consciencia y aunar fuerzas. Buscarnos. No hay que tener miedo a hacer cosas juntos, todo lo contrario. También creo que sí que existe un público deseoso de ese tipo de géneros pero quizá hay poca oferta de programación por falta de riesgo. Me da la sensación de que existe una burbuja con cierto tipo de estilos y que la industria no se aleja mucho de esas fronteras. De hecho, creo que eso que llaman indie va a pasar a ser el mainstream en los próximos años. De todas maneras, nunca nos hemos planteado hacer lo que se supone que tiene más público. Por supuesto que queremos tocar para el mayor número de personas posible pero no vamos a cambiar lo que hacemos para ganar más público, sería antinatural y muy difícil de defender. El arte no debería tener mucho que ver con los mercados.

 

indigosshine¿Con quién os gusta que os comparen? En vuestro dossier se habla de Amos Lee, Ray Lamontagne o Bob Dylan.

No estoy seguro, creo que eso lo tiene que decidir la gente que nos escucha. Yo, si quieres nombres, te puedo hablar de influencias o de lo que me gusta y que van desde Nirvana o Pearl Jam a Ben Harper o Ray Lamontagne, pasando por mil y una bandas y estilos. Crosby, Stills and Nash, la Creedence, Wilco, Dylan, Ray Charles, Led Zeppelin, Rage Against the Machine, Ayo, Amos Lee, Norah Jones, Blind Melon, Damien Rice, Sister Rosetta… No acabaría nunca.

 

¿Cómo llegas a gente como Anton Jarl (Mambo Jambo) o Pau Figueres para grabar el disco?

Como te decía, aquella primera banda no se llegó a consolidar, así que además de alguna colaboración para instrumentos en concreto como el violín o el pedal steel, tuvimos que buscar a algunos músicos para el grupo. Cuando Oriol, Carles y Camilo dejaron el proyecto, May contactó con Pau Figueres y Anton Jarl para sustituirlos. También hablamos con Rubén Alcázar, que grabó el bajo en «Take The Lead». Al acabar el disco, hemos formado la banda con algunos de ellos y otros como Sebastià Burguera y Ramón Aragall que se han unido más tarde y que nos han ayudado a consolidar por fin el proyecto.

 

En el disco hay temas que ya formaban parte de vuestra primera maqueta y temas que no ¿cómo habéis hecho la criba?

Decidimos grabar una maqueta de 3 o 4 temas. Empezamos en el local de ensayo de Oriol, pero no llegamos a acabar. Justo en ese momento conocí al que iba a ser nuestro productor, José María ‘May’ Rodríguez, que me propuso grabarlo en su estudio. Nos ofreció hacerlo gratis con la única condición de que fuera un disco, nada de maquetas, ¡si lo hacemos, lo hacemos bien! Me puse a escribir más temas y nos metimos en el estudio a grabar, así que el disco es una mezcla de aquellos primeros temas y los que escribí poco antes de grabar el disco. Excepto algunos descartes, grabamos todo el material que teníamos en aquel momento.

 

Eduardo Izquierdo

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: