Encuentros — 25 febrero, 2014 at 9:14

Luca Milani, el rock and roll es un rincón del paraíso

LucaLuca Milani es la prueba fehaciente de que en la península de la bota también se puede encontrar buen rock and roll. Desde que en 2009 debutara en solitario con el EP Scars and Tatoos, su carrera se ha dirigido hacia un rock genuinamente americano un tanto alejado al grunge de sus orígenes al frente de la banda File. Ahora edita su segundo LP, Lost for Rock and Roll y de él empezamos hablando.

 

El disco tiene un título muy explícito ¿está todo perdido para el rock and roll? ¿o eres tu el que se ha perdido por él?

El rock and roll ha sido una música maltratada durante un tiempo tanto por la industria como por la gente que quiere hacernos creer que el rock es una tonta canción pop tocada por un tipo con un tatuaje de mierda bien visible. Parece que perdió algo de credibilidad, pero lo que es genuino y honesto quedará, mientras el resto permanecerá en el olvido. El título se refiere a lo que cada uno perdemos por vivir para el rock and roll. En definitiva es que el rock and roll es un rincón del paraíso en el que se puede buscar refugio o llorar, pero siempre pagando un precio: amigos que dan la espalda, seres queridos que se quedan en el camino….

 

Es raro encontrarse con un álbum tan americano a cargo de un italiano…

Es que muchas de mis bandas favoritas son americanas y mis raíces musicales están ahí. Nunca me he sentido atraído por la música italiana.

 

Pero ¿existe el rock como escena en Italia?

Creo que tenía mayor visibilidad hace unos años que ahora, especialmente en lo que respecta a la escena Indie. Ahora hay muchos niñatos con barbas largas y composiciones pobres que poco o nada tienen que ver con el rock. A pesar de eso, en los últimos años, ajeno a la escena mainstream ha ido creciendo una pequeña escena independiente, integrada por artistas que tocan blues, raíces, rock, americana o country. Es una escena en la que un buen disco es más importante que una buena imagen.

Empezaste con una banda grunge ¿por qué cambiaste de estilo?

Fue un cambio bastante natural. Siempre tendré un vínculo especial con Nirvana y el sonido de Seattle de finales de los ochenta y principios de los noventa, pero mis intereses musicales han ido variando. Cuando acabé de tocar con File quería hacer algo diferente. El primer EP fue totalmente acústico y en mi primer disco incidí más en el country. Soy un gran fan de Nirvana, como te decía, y también de Mudhoney, Pearl Jam o Soundgarden, pero entre mis artistas favoritos también están Hank Williams, Johnny flow, Springsteen, Social Distortion o The Clash. Creo que todas esas influencias se reflejan en mi último disco.

 

Entonces ¿definirías tu música como Americana?

No creo, no es exactamente lo mismo. En mi música está todas esas influencias que te decía y a la vez intento sonar de manera original. Quizá sí, no estoy seguro.

 

Parafraseando uno de los temas de tu disco ¿es posible encontrar un bar en el fin del mundo?

El bar que hay en el fin del mundo es el lugar en el que se encuentran los supervivientes, los que han superado las tormentas de la vida a pesar del torbellino que rodea nuestra existencia. Me imagino al atardecer, sobre una colina, rodeado de silencio y con mucho viento soplando fuerte. Así surgió y era el final perfecto para el disco. Quizá el bar del fin del mundo está dentro de cada uno de nosotros aunque, en todo caso, nos encontraremos allí.

 

¿Qué me cuentas de tu banda, Glorious Homeless?

Son mi apoyo en todos los shows eléctricos de la gira y seguramente seguiré trabajando con ellos en el futuro. Están Carlo Lancini a la guitarra, Daniele Togni al bajo, Giacomo Comincini a la batería y Riccardo Maccabruni al Hammond.

 

Y del futuro ¿qué me dices?

Acabo de terminar la primera parte del tour de Lost For Rock & Roll y entre verano y el siguiente invierno haré la segunda parte ¿quién sabe? Igual me ves por España.

 

Eduardo Izquierdo

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: