Discomático — 9 septiembre, 2013 at 20:22

Alberto Montero – Puerto Príncipe

BC244No es un disco fácil el de Alberto Montero, y esto no es uno de esos intentos tan habituales de los periodistas para hacernos los interesantes. Su propuesta, cargada de psicodelia, jazz y hasta ritmos latinos necesita de muchas, pero muchas escuchas. De lo contrario es fácil perderse en acordes difíciles, armonías extrañas y cambios de tempo inhabituales. Pero si consigues dar los pasos necesarios para adentrarte en la música de esta valenciano afincado en Barcelona la cosa cambia. Puerto Príncipe esta lleno de paisajes sonoros que se acercan incluso a lo progresivo (por algo uno de los colaboradores del álbum es Ferm Knight, miembro del grupo de folk Jesse Sparhawk). Un disco cargado de flautas, violas, cellos o trompetas en canciones que dejan volar la imaginación en canciones que buscan un equilibrio permanente cuyo mayor enemigo es la inmediatez. Aviso.
Eduardo Izquierdo

One Comment

  1. Acabo de escucharlo por vez primera. Me ha flipado. No creo que le falta inmediatez. Si no te gusta a la primera no hace falta tampoco insistir. Con todos los respetos al autor de la crítica, que ya se sabe que cada uno tiene su ombligo. Saludos

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: