Encuentros — 29 agosto, 2012 at 11:40

Niños y mutantes, primero

Fotos en cajas de galletas. Cada disco de Niños Mutantes tiene algo de eso. No es un álbum de fotos sino unas cuantas instantáneas que parecen seleccionar aprisa y corriendo para incluir en el disco. Parece una elección la tarde antes del final de plazo. Con el chico de SEUR en la puerta y el camión bloqueando la calle. Mentira gorda. Niños Mutantes desde sus primeros temas crean sensaciones que son mentiras y de las gordas. Una de estas trolas consiste en eso, en crear que no hay una estructura líquida que vertebra sus trabajos. Esos tipos se toman a broma a ellos y al mundo pero muy en serio lo que hacen. Aman lo de ser músicos con guitarras y esas cosas, vamos. Y cada caja está repleta de fotos honestas, importantes, ligeras pero no superfluas. Y en el orden mutante pensado discutido y requetediscutido.

 

 

Otra de las trolas es hacer parecer natural su manera de enfrentar las canciones. Como si más que cantarlas te las hablaran. No hay afectación, no hay hiperventilación, no hay exhibición de musculatura malota. Pero ello no evita reconocer que esa naturalidad es de una artificialidad encomiable –“no hay nada más artificial que ser natural”: «Born to be Wilde»-. Cada canción tiene su laberinto, su entonación precisa, su instrumentación adecuada, sus dos o tres lecturas, su menos es más, que hace que como te acabe enamorando la chica que tenías al lado y que, apenas habías mostrado atención. Es decir, lluvia caliente que te cale los huesos sin aspavientos ni truenos ni nada de esas exageraciones atroces.

Sus temas son como aventis que un niño contase a sus amigos. Pero esa espontaneidad, esa claridad en la línea, en los colores que lustran la corona de sus flechas. Saetas éstas que te dan en el centro de tu desamor, tedio, rabia o, en el peor de los casos, van siempre en la dirección contraria al viento que retan. No hay saldos en las cajas de galletas mutantes.

Soy MF (Mutante Fan) desde su recopilatorio Canciones Para el Primer Día en la Tierra en el 2005. Y sus fotografías han ido apareciendo aquí y allá a lo largo de veranos, inviernos, etc & etc. Y si algo tenía que echarles en falta era su fairplay emocional. Pero claro eso eran manías de uno. Acercarse un poco al agujero negro del Planeta J pero sin perder personalidad. El precio igual era que las novias les dejasen, los jefes les despidieran y el mundo se convirtiera en un barco con la Santabárbara en llamas. Una putada. Ok. Pero a mí como receptor de las canciones necesitaba que les hicieran daño, que se putearan y que se les pinchara el globo aerostático en el que a veces se montaban entre melodías, letras esponjosas y demás. Lo siento por ellos, las han debido de pasar jodidas porque Naúfragos es mi disco mutante favorito. «La Puerta», «Hundir la Flota», «El Miedo», «Volverás» o «Caerán los Bancos» son esas flechas envenenadas de curare que secretamente les pedía. Infecciosas melodías, crescendos sísificos, armonías patinando sobre lagos de aguas lisas pero oscuras y otras virguerías que ellos hacen como si se tomasen una caña y te explicasen su otro día en la oficina, amigo.

En fin, Náufragos. Niños Mutantes. Niños y mutantes, primero. El resto, detrás.

Aquí van unas preguntas que hice al batería del cuarteto, Nani Castañeda. Que os aproveche.

¿Qué hay de distinto en Náufragos respecto de vuestros anteriores trabajos?

Creo que Náufragos es un buen resumen de todo lo que NM ha sido y es en estos quince años de trabajo. Hemos aprendido mucho y somos capaces de hacer música bailable como «Hundir la Flota», un medio tiempo fronterizo como «El Miedo» una canción clásicamente pop como «La Puerta» o una balada a lo Halcón Maltés como «El Infierno».

Me parece un trabajo más directo y personal porque las letras son menos abstractas, hablan de dolor, fin de relaciones y de pérdida, de puertas cerradas y de decisiones de vida ¿es así o me hago el listillo y para nada?

Es muy así. No sabemos escribir sobre otras cosas, ni sobre cosas intrascendentes. Siempre nos ha pasado pero en este disco somos más directos aún porque los dos últimos años han sido muy difíciles para todos en lo personal y en lo colectivo y teníamos que sacarlo de dentro como fuese. El dolor y los pecados son parte de la vida y nuestra forma de expiación y de catarsis son nuestras canciones.

En perspectiva ¿cuál ha sido el itinerario que habéis seguido desde vuestras primeras grabaciones?

Pues básicamente no teníamos ni idea de cómo queríamos grabar e interpretar nuestras canciones y ahora es todo lo contario, sabemos perfectamente lo que queremos y llevamos tres discos haciendo exactamente todo lo que nos apetece como nos apetece.

¿Brújula o mapa a la hora de componer?

Brújula y mirándola poco que somos de letras…

¿Cuál es vuestro método de composición?

Somos un grupo muy intuitivo en el que no predomina ninguno de los cuatro prácticamente nunca. Evidentemente sin las ideas compositivas de Juan Alberto no habría canciones, pero a partir de ahí todo es trabajo común, intuición, debate y empeño por desaprender. Esto es muy importante, hay que desaprender constantemente. Si trabajas con mapa y te ciñes a lo aprendido todo está demasiado claro, demasiado encorsetado, así que a veces desempolvamos la brújula para intuir el Norte (o a veces el Sur), la cerramos rápido y seguimos trabajando e improvisando. Intuyendo la canción.

¿Cuánto tiempo os ha llevado la grabación de Náufragos?

La grabación en torno a 4 semanas y su composición en torno a año y medio.

¿Qué es un náufrago?

Un superviviente a una catástrofe. Siempre es la parte positiva del naufragio. Para nosotros tiene una connotación positiva y nos sentimos supervivientes al naufragio que nos rodea. Todos somos náufragos pro vamos a recalar en una isla desierta y vamos a Empezar de Cero. Ese es el mensaje del disco.

Y si te dijera que el que está perdido es el barco que lo rescata ¿me harás una canción?

Jaja… pues todo es ponerse. Aquí está perdido hasta el barco del arroz me parece a mí…

¿En el amor cuando hay dudas es que no hay duda?

 Mmmm, ojalá fuera tan sencillo y ojalá las cosas fueran blancas o negras. El amor es más grande que las dudas que genera, es imposible una relación ideal de 60 años, pero 60 años con amor y dudas es mejor que no conocer el amor o el cansancio de lo intrascendente e inmediato. El ser humano es muy complejo y el amor es muy complejo.

Receta Mutante para darse cuenta que la historia ya no funciona y hay que largarse.

Si te parece que todo lo que digo es una tontería y te pone de los nervios la forma en que ordeno los platos porque no es la tuya, vamos mal. Ahí se ha acabado todo o al menos está a punto.

¿Qué canción no mutante os hubiera gustado componer pero desgraciadamente ya se os han adelantado y la han compuesto?

Joder! Unas 2.000. «Heart of Gold» de Neil Young, «London Calling» de los Clash, «Gigantic» de Pixies, «Summer in a Solitary Beach» de Battiato, «Wouldn’t it be Nice» de Beach Boys, «Come Together» de los Beatles, «Evil Hearted you» de Yardbirds y unas 1993 más.

Bandas favoritas.

Hoy en día son demasiadas. Wilco, Midlake, Beatles, Pixies, Love, Triana, Band of Horses, Arcade Fire, Chavela Vargas, Camarón, Pink Floyd, Black Rebel Motorcycle Club y un largo etcetera…

¿Caerán los bancos?

Ya han caído y no solo en España, si no fuese por su relevancia financiera internacional hace cuatro años todos se habrían ido a la mierda y habríamos empezado de cero de verdad. Hemos hecho el panoli, los hemos rescatado con nuestro dinero y ahora nos rescatan otra vez a nosotros y pagamos doble. INCREIBLE, una jugada maestra.

¿Cuál es la pregunta sobre vuestra música que nunca os hacen y que es esencial a lo que hacéis?

Nos preguntan poco por la interpretación. Normalmente os olvidáis que la música es interpretación, no solo ejecución, composición y grabación. Al menos nosotros intentamos interpretar cada canción como se merece. Es importantísimo creer en lo que has compuesto y proyectarlo correctamente.

¿Cuándo vais a tocar en Barcelona, joder?

Hombre, estuvimos en la Sala Apolo en Mayo, lo que pasa es que los escritores vivís en vuestros zulos buscando las musas tol día y no os enteráis de ná.

 

CARLOS ZANÓN

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: