Encuentros — 15 marzo, 2012 at 0:00

Analogic, música popular


Arremete con gallardía y desparpajo Analogic la tarea de asomar la cabeza por entre el poblado censo del pop español. Sus ganas de destacar, el excelente acabado del álbum que acaban de lanzar y la consistencia que como banda demuestran Juan Abellán, Andrés Monge, Julio Hidalgo y Alberto Botias, hablan de una inquietud de espíritu a la que ellos se empeñan en restar importancia

-Tratamos de hacer lo que nos gusta y nos apetece en cada momento. Esto mismo lo trasladamos a nuestra forma de componer y es por ello que puede parecer que nuestro disco suena a tantos estilos. Pienso que siendo sincero con uno mismo es la mejor forma de conseguir el tan ansiado estilo propio que te caracteriza y te hace inconfundible. Y es, esto último, lo que no se puede definir, así que le diría que hacemos música popular y que trabajamos de forma independiente, lo que nos supone total libertad creativa.

 

 

-¿Qué tuvisteis en cuenta a la hora de seleccionar a César Verdú como productor?

Conocimos a César porque tuvimos la suerte de que nos sonorizara un concierto en nuestra ciudad, Murcia, y quedamos emocionados con el sonido tan bestial que nos sacó. Decidimos

llevárnoslo al Villa de Bilbao como técnico y durante el viaje nos conocimos mejor y nos puso muestras de sus trabajos. Ya habíamos comentado la posibilidad de contar con él como

productor, pero fue a partir de ahí cuando empezó a ir todo mucho mas rápido. Pensamos que contar con él ha sido nuestro mayor acierto y tenemos en mente repetir con él para el

segundo disco.

¿Qué aires se respiran ahora mismo en la escena murciana? ¿Hay color o no lo hay?

Murcia tiene algo especial, no sabríamos decirte el qué, pero es increíble como cada año surgen tantísimas bandas nuevas y tan diferentes. Nos sentimos orgullosos de ser de aquí y ahora mismo sí que hay en la ciudad un cierto sentimiento de escena.

Decíais en una entrevista que queréis transmitir fiesta y movimiento ¿nada más?, ¿llegarán a darse otras inquietudes en vuestro mensaje?

Buscamos transmitir, que no es poco. Movimiento, alegría, fiesta, diversión…Nos encantaría estar en un escenario de un festival y tener delante a un montón de gente disfrutando con nosotros.

A pesar de esa alegria, fiesta y diversión, se percibe en ciertas canciones como «Red room» cierta melancolía, cierto ennui. ¿dónde tiene su origen ese sentimiento?

Bueno, «Red room» es una canción especial para nosotros. Nos gusta mucho el pop retro que hacen Miles Kane y Alex Turner y cuando la compusimos estábamos muy enganchados al The Age of the Understatement. Nos parece uno de los temas más bonitos del disco y fue uno de los que más disfrutamos grabándolo. La melancolía está en todo el disco de una u otra forma, «Living to die» o «Interlude» también tienen ese halo de melancolía.

Uno de los aspectos que llaman la atención del sonido del disco es la utilización de teclados como sintetizador y piano eléctrico, dos instrumentos poco habituales actualmente en las bandas españolas de vuestro estilo. ¿Hay alguna razón específica para ello?

Quizás no sean muy comunes en las bandas mas punteras de España, pero lo será en un futuro cercano porque hay muchos grupos que vienen rompiendo desde abajo y que si se preocupan por estos instrumentos. Además, desde fuera de España, que es donde nos fijamos nosotros, llegan muchos grupos así.

Es el vuestro un disco de matices, y uno de los más relevantes es el obtenido por mediación de los coros y la disposición de las voces. ¿Cuáles han sido vuestros referentes en ese sentido?

Bueno, quizás sean los Byrds, The Beatles, The Corals…

«Need» parece una excepción, ya que es el tema mas “rock” y americano del disco, también el único cuyo sonido resulta mas setentero y se aparta del marco espacio-temporal que domina el disco, a mi entender más británico y de los noventa. Yo diría que ahi residen unos Analogic insospechados. ¿Os abrireis en el futuro a otras vías como esa?

En el fondo ese fue el punto de inicio, en el que pretendíamos mezclar todo lo que conocemos de grupos del sur de EEUU con todas esas influencias Post punk revival que nos venían desde Inglaterra. Así salieron canciones como «Sex on the Beach» y «Need». En un futuro si componemos una buena canción y suena setentera no descartamos que se publique en el segundo disco.

M. TORRES

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: