Rutas Inéditas

Crónica de un sueño anunciado

 

La pandemia ha traído desgracia al mundo de la música, ese único y singular mundo para muchxs en nuestro día a día. Se ha abandonado a la cara oculta de la cultura, a sus técnicxs, montadorxs, promotorxs, organizadorxs… y peligra que nuestros templos no vuelvan a retumbar al son de un acorde de La Mayor. Este escrito no es para nada pesimista. Al Rock and Roll lo han dado por muerto en infinidad de ocasiones y nunca lo ha estado, por lo que no será ahora cuando fallezca. Lo que sí peligra es el cómo sobrevivirá y es ahora cuando lxs que de verdad están dispuestxs a arrimar el hombro salen a la luz dejando al resto en la más cenagosa ciénaga.

Entre todo este colapso de la sociedad hay una noticia que va a marcar un antes y un después en mi vida. Aún no ha sucedido, pero sé que ocurrirá. Esta noticia es que con Eh, Mertxe! tocaré en el Azkena Rock Festival en 2021 presentando nuestro próximo LP. La organización del ARF tampoco es consciente de esta noticia, así que aquí viene la explicación.

En el 2010 Adrián (guitarrista de la banda) y yo, vecinos de Oion (Álava), acudimos por primera vez al Azkena, con 16 y 17 años. Fue una experiencia que nos hizo ampliar nuestra mente de pueblo pequeño, de dejar de sentirnos raros ante las miradas de la gente, de saber que por fin encontramos el camino que seguiríamos de por vida, el camino de la distorsión. Desde entonces hemos ido año tras año a todas sus ediciones. La chispa de la banda Eh, Mertxe! surgió al soñar juntos en ese festival y es evidente que seguimos soñando juntos con subir a las tablas de cualquiera de sus escenarios.

Meses antes viajaba a ver a mi entonces grupo favorito Iggy Pop and The Stooges a la Sala La Riviera de Madrid. Era la primera vez que hacía un viaje tan largo que no fuera a la cárcel o al hospital y, por muy adolescente que fuera, la presencia de mi padre me enorgullecía. Cuando fui a entrar, una masa de músculos inflados que supongo que formaban parte de un brazo cual pollo asado chocó con mi cuerpo y una voz de ultratumba afirmó: «No puedes entrar, eres menor de edad». No nos habíamos dado cuenta de ese pequeño detalle y creo que desde la cola para entrar sintieron el vapor de un suspiro triste y apagado de un sueño que se esfumaba. No era momento de rendirse.

Foto: Salomé Sagüillo

Fueron varias las formas de las que intenté entrar: de la mano de una chica de 40 años que quiso ayudarme (cabe destacar que con 17 aparentaba 13), cambiándome la ropa, llorando por una operación de vida o muerte… El supuesto jefe de la sala salió a hablar conmigo y me dijo que me dejaría ver una canción, la última. Y sí, nos quedamos esperando todo el concierto en la puerta para que finalmente no me dejaran entrar. Mi padre me acompañó durante todo ese tiempo y absorbió toda la rabia que supuraba por mi piel.

Desde entonces tengo un sueño recurrente en el que hablo con Iggy. Estamos en su camerino y lo primero que hace es mostrarse cercano, se interesa por mí y escucha con ternura la historia de un niño que no pudo entrar a su concierto. No he tenido la oportunidad de acudir a ningún bolo suyo nunca más. Es evidente que sigo soñando con verlo subido a las tablas de cualquier escenario.

En la edición del 2020 del ARF, Adrián y yo íbamos a cumplir 10 años de historia con este evento. Dadas las circunstancias de la pandemia, se ha tenido que cancelar y posponer al año que viene. Nuestra década azkenera la celebraremos en una edición de 3 días como la primera vez que fuimos y uno de los cabezas de cartel será IGGY POP.

Hay dos tipos de personas en este único y singular mundo de la música: las que salen a la luz arrimando el hombro (como aquella chica de Madrid) o las que se quedan en la más cenagosa ciénaga (como aquel supuesto jefe de la sala). ARF, la pelota está en vuestro tejado.

Texto: Ibai Verlaine

One Comment

  1. Créeme, es mejor no conocer a los artistas que te gustan por su música, dejas d oírlos y generarlos, cuando conoces a la persona y no al personaje, te daría muchos ejemplos,, pero mejor q seas tu quien lo averigue

Responder a Josemari Cancelar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Contacto: jorge@ruta66.es
Suscripciones: suscripciones@ruta66.es
Consulta el apartado tienda

Síguenos en Twitter