Encuentros

Bywater Call, la emoción es atemporal

Fundados a principios de 2017, Bywater Call se ha ido haciendo un hueco en la escena del blues, soul y de sureño canadiense. Ese mismo año ganaba ya el premio al artista emergente en un festival del verano. Un año después hacía lo propio en el Concurso de Nuevos Talentos de la Sociedad de Blues de Toronto, defendiendo su título doce meses más tarde en Memphis, Tennessee.

En Meghan Parnell la banda tiene una cantante con mucha personalidad y una voz cruda y poderosa, algo que se puede comprobar en su álbum de debut homónimo, lanzado el 22 de noviembre, con diez canciones originales escritas por ella y Dave Barnes (con la colaboración puntual de Joe Ernewein y Tom Juhas). El grupo llega ahora a España para dar once conciertos dentro de su primera gira europea, en la que visitarán nueve países. Ella misma nos presenta a su formación. Fechas de la gira en la entrevista.

Meghan, aún no hace tres años que el grupo se formó y ya vais a venir a Europa. ¿Qué fue lo que os impulsó a formar la banda?

Llevábamos un tiempo queriendo empezar a componer nuestras propias canciones. Necesitábamos hacerlo para alimentar nuestro amor por el directo. Nos inspira el soul sureño, el rock de raíces, la guitarra slide, la música de las bandas numerosas. Estábamos empapados de mucha música increíble pero teníamos problemas para encontrar el tiempo necesario para ponerlo en marcha. Sabíamos que teníamos que darle el empujón necesario, así que yo dejé mi trabajo, buscamos quien nos contratase para nuestro primer concierto como Bywater Call y todo comenzó a partir de ahí.

Da la impresión de que el grupo no surge sin una experiencia previa. ¿Habíais trabajado previamente con otros proyectos?

Hemos trabajado con otras bandas a lo largo de los años. Mi primera experiencia como músico profesional fueron cuatro meses de contrato en Marruecos. Fue un salto al otro extremo, totalmente, pasando de actuar una o dos noches a la semana a, de repente, hacer seis noches a la semana durante cuatro meses. Supongo que fue buena preparación para esta gira que se nos viene encima. Todos los músicos del grupo tienen otros proyectos increíbles cuando están en casa.

Supongo que tendríais que buscar un punto en común de unión entre todos. ¿Fue en el soul, el blues, el góspel…?

Es una combinación de todo eso. Nos atraen los sonidos cálidos: amplificadores de tubo, equipos vintage, sonidos de órgano reales, etc. Toda la belleza y los sonidos con alma que se hicieron de los años 40 a los 70. Definitivamente, tratamos de no separar los géneros: Aretha, Mahalia, Otis, B.B., Duane, Leon, Levon, todos son uno.

En el escaso tiempo que lleváis funcionando, ¿cómo ha sido la evolución de la banda desde vuestro punto de vista?

Los dos primeros conciertos que hicimos fueron sólo de versiones para centrarnos en el sonido que queríamos conseguir para nuestra propia música. Éramos una banda de cinco componentes sin material propio pero sí con una visión. Después nos contrataron para abrir un concierto para un amigo, y ahí ya teníamos que tener material propio. Fue bueno tener una fecha límite, así que ya escribimos algunas melodías decentes juntos. A partir de ese momento compusimos otras y desarrollamos más lo que teníamos. Ganamos un par de competiciones locales, incluyendo el Concurso de Nuevos Talentos de la Sociedad de Blues de Toronto, que nos dio un empujón extra y una unidad. Poco después añadimos una sección de viento, que siempre habíamos sentido necesaria para la experiencia que queríamos crear. Las canciones comenzaron realmente a tomar forma y, con cada nueva melodía, nos sentimos más seguros de nuestro sonido.

Todo ha sido relativamente rápido.

Ahora, estamos trabajando con una discográfica, nuestro álbum se ha editado y está teniendo algunos comentarios realmente buenos. Hicimos un concierto de presentación con las entradas vendidas en Toronto, estamos nominados a Mejor Artista Nuevo en los Premios Maple Blues 2020 en Canadá, tenemos una gira por Europa, una fecha en el Festival Moulin Blues en los Países Bajos y estamos deseando que llegue la temporada de festivales aquí en Canadá en 2020. Bastante asombroso. Hemos tenido suerte de trabajar con músicos increíbles que están interesados en hacer que esto funcione lo mejor posible, así que estamos agradecidos de formar parte de un equipo más grande que nos ha ayudado a impulsarnos hacia adelante, más rápido de lo que de otra manera podríamos haber hecho por nuestra cuenta. Creo que el sonido de la banda está en constante evolución, y eso es realmente emocionante.

Vuestro debut se editó hace unas semanas. ¿Qué queríais transmitir?

Queríamos crear un viaje musical que reflejara toda la increíble música que nos inspira, pero con nuestra propia voz y nuestro estilo.

Habéis tocado mucho en vivo antes de grabar estas canciones. ¿Pretendías capturar la emoción cruda y la energía del directo en el estudio?

Por supuesto que sí. Para nosotros, tocar en vivo lo es todo. Nos encanta. Así que era importante que nuestro álbum fuera un reflejo de nuestras actuaciones lo más fiel posible. Nos encantaría hacer un disco en algún momento que sea completamente en vivo desde el escenario.

 

04/02/2020 Barcelona, Spain Rocksound
06/02/2020 Tenerife
07/02/2020 Gran Canaria
08/02/2020 El Sauzal, AMC Bocanegra
09/02/2020 Ponferrada, El King Kong (concierto vemú) 09/02/2020 Valladolid, Sala Porta Caeli Valladolid (noche)
11/02/2020 Ourense, Café Cultural Auriense
12/02/2020 A Coruña, Sala Mardi Gras
13/02/2020 Madrid, Café Berlin
14/02/2020 Zaragoza, Rock & Blues Café
15/02/2020 Avilés, Centro Niemeyer

 

 

 

 

Me imagino que los referentes han estado bien presentes en todo momento. ¿Cuáles eran los artistas o los discos que escuchabais mientras componíais las canciones y grababais el álbum?

Escuchamos mucha música en casa, y tratamos de diversificarnos. Últimamente hemos escuchado mucho a Bill Withers, The Band, Otis Redding, Aretha Franklin, Paul Simon, Tom Waits, Nina Simone, Rolling Stones, Tedeschi Trucks Band, Black Crowes, Little Feat, Tom Waits, el álbum Sneakin’ Sally Through the Alley de Robert Palmer, …

¿Hay algún tipo de música que escuchéis habitualmente y no asociaríamos con vuestro sonido?

The Wood Brothers son increíbles y una gran influencia para nosotros y, definitivamente, una banda que vale la pena escuchar si no los conoces. Ahora que el disco se ha editado, hemos escuchado a la gente comparar algunas de nuestras canciones con Amy Winehouse, The Black Keys o Alabama Shakes, toda ella música extraordinaria de la que podemos aprender. También escuchamos jazz y a músicos locales, muchos de los cuales son amigos.

Espero que estéis satisfecho con cómo ha quedado el disco. ¿Fuisteis capaces de capturar lo que teníais en mente antes de entrar en el estudio?

Nos presionamos mucho con este proyecto. Realmente queríamos salir con un primer álbum fuerte pero, como era nuestro debut, fue un proceso de verdadero aprendizaje. No teníamos las herramientas ni el lenguaje para transmitir lo que estábamos buscando exactamente. Por suerte, tuvimos un equipo a nuestro alrededor que hablaba muy bien el idioma del ‘estudio de grabación’, y eso ayudó mucho. Sabemos mucho más ahora, lo que nos tiene ya entusiasmados para la próxima vez que entremos a grabar y, al final, seguro que obtendremos algo de lo que podamos estar orgullosos.

Siempre es importante el que mueve a crear canciones. ¿Cuál es en vuestro caso? ¿Qué os gustaría inspirar en vuestro público?

Queremos crear sentimientos. Estamos con el oído bien abierto siempre, y toda la emoción que surge de eso se manifiesta en un deseo de crear y compartir. Esperamos aportar una pequeña contribución a los sonidos que nos han movido toda nuestra vida.

Y cómo traducís vuestra visión del mundo que os rodea en vuestros textos para conseguirlo?

Queremos expresarnos de forma que haga que la gente se sienta conectada con nosotros, a través de experiencias universales como el amor, la pérdida, el dolor, la confusión, los celos… Utilizamos lo que hemos experimentado nosotros mismos, o que hemos presenciado, para armar una historia con la que la gente pueda relacionarse.

En cuanto a la música que hacéis, que se inspira en lo que se hizo décadas atrás, ¿cómo puede ser relevante para la gente de hoy?

La buena música siempre será relevante. Si la música transmite sentimiento, talento, música y letras pensadas, entonces encontrará un público. La emoción es atemporal. Dicho esto, tratamos de transmitir una variedad de emociones con nuestra música, experimentar con progresiones de acordes, ritmos y sentimientos que mantengan al público involucrado.

Entiendo, pero, ¿qué creéis que podéis aportar para que este sonido resulte fresco y emocionante?

Cualquier creación artística debe intentar evolucionar mientras se honra la inspiración. El mundo en el que vivimos ahora tiene una enorme influencia en lo que se siente y se dice, tanto como lo hizo entonces. Esperamos poder transmitir los sonidos clásicos, pero de manera que el oyente sienta que se trata de algo muy actual y honesto.

El boca-oreja suele ser una herramienta poderosa y ha ayudado a vuestra banda. ¿Qué bandas os entusiasman o escucháis que os gustaría compartir y dar a conocer?

Joey Landreth, Joan Smith and the Jane Does, Bad Luck Woman, Sean Pinchin… Tenemos la suerte de poder llamar amigos a algunos de ellos.

No conocemos mucho de la escena blues y soul en Toronto y en Canadá.

Creo que hay mucho apoyo dentro de esta escena, que es muy importante. Hay un talento increíble por ahí y tenemos mucho que aprender y sacar de aquellos que llegaron antes que nosotros. Es agradable sentirse parte de una comunidad.

El año pasado, Samantha Martin & Delta Sugar estuvo de gira por España, y ella es también de Toronto. ¿La conoces, es una inspiración? ¿La has estado siguiendo?

Sam es una amiga, una mujer muy talentosa, una fiera en el escenario y lo que ella ha logrado hasta ahora es toda una inspiración. Y no tengo ninguna duda de que le llegarán cosas más sorprendentes aún. Ella nos presentó a la discográfica con la que ambos estamos trabajando ahora, Gypsy Soul Records, y prestó su voz junto con Delta Sugar para hacer coros en un par de canciones de nuestro álbum. Ahora está metida en el estudio grabando. He oído algunas cosas. ¡Va a ser bueno!

A la hora de cantar, ¿cuál es tu enfoque, cuál es tu principal objetivo?

He estado cantando toda mi vida, haciendo coros, musicales, concursos y giras profesionales. Simplemente me lanzo a ello. Me encanta cantar. Quiero que la gente sienta ese amor… Quiero que el público me siga en un viaje emocional. Quiero cantar con fuerza, autenticidad y corazón.

Supongo que eres consciente del efecto que tu voz puede causar en las personas.

En algún momento. Me encanta que la gente se sienta cómoda acercándose a mí después de los conciertos para decirme cómo les hice sentir. Nunca me cansaré de que la gente me diga que he tenido un efecto positivo en ellos de alguna manera.

¿Qué cantantes y voces son tus favoritas? ¿Tienen que destacar?

Cuando era más joven, Bette Midler y Janis Jopin eran las más grandes para mí. Aprendí mucho de ellas. En términos de cantantes potentes que me inspiran a mí y a mi estilo ahora, Aretha Franklin es grande, también Susan Tedeschi, Etta James, Otis Redding, Amy Winehouse y muchos más. Otras voces que me encantan escuchar son las de Neil Young, Levon Helms, Oliver Wood… Hay algo muy especial para mí acerca de cómo estos hombres cantan. Las voces en una banda son importantes para mí, pero si una voz es emocional, interesante y única, eso puede ser tan eficaz como el poder y la técnica, en ocasiones incluso más.

Como mujer al frente de una banda, ¿te resulta más difícil salir adelante?

Sí, especialmente porque hago muchas de las contrataciones cuando estoy en casa, así que no soy solo la primera persona que vende la banda a un público, sino la primera línea de venta de nuestra banda a alguien o en un lugar que quizá no sepa mucho sobre nosotros. Desafortunadamente, empiezo en desventaja, trabajando en un género que en el pasado ha sido dominado por los hombres. Pero cada vez que conozco a una mujer dentro de esta escena, me encuentro con calidez e inclusión. Ayudándonos unas a otras nos haremos más fuertes. Hay trabajo que hacer, pero si nos apoyamos mutuamente, juntas podemos ser imparables.

En unas semanas tocaréis en España por primera vez como parte de vuestra gira por 9 países y 38 conciertos en 45 días. ¿Qué es lo que más anheláis?

¡Creo que sería más fácil hablar de lo que no queremos! Gran parte de la gira es emocionante para nosotros. No es que estemos deseando aplastarnos en una furgoneta durante largos viajes por carretera pero, en el lado positivo, no seremos los que estén detrás del volante, lo que es agradable. Todo lo demás lo esperamos con expectación: la gente, el paisaje, la comida, la historia, tocar casi todas las noches. Hemos oído que el público en Europa es increíble, y que España en particular es un viaje salvaje. ¡No podemos esperar!

En esos conciertos, ¿vendréis los siete de gira? ¿Alguna versión en el repertorio?

Nuestra banda de siete músicos (voz, guitarra, bajo, órgano, saxo tenor, trompeta y batería) estaremos de gira durante 2020. Todos nuestros espectáculos llevan implícito una buena parte de improvisación, repertorios diferentes y tratar de conectar cada noche con nuestra audiencia. Estamos deseando empezar.

Por último, ¿cuál ha sido la mejor anécdota desde que empezaste?

Es difícil recordar todas las cosas que han sucedido desde que empezamos esta banda. Hemos tenido muchas experiencias geniales. La primera actuación que me viene a la mente es el momento en el que tocamos el Festival de Jazz de Toronto como parte del Concurso de Nuevos Talentos de la Sociedad de Blues de Toronto. Era un día excepcionalmente caluroso y tocamos en un escenario negro cubierto por una lona de plástico transparente. O sea que, esencialmente, tocamos dentro de un invernadero. Pisar ese escenario fue como pisar otro planeta. Pero nos instalamos y lo pasamos muy bien. Cerca del final del concierto, Dave sudaba por los ojos y momentáneamente no podía ver. Para un cantante, eso no es un gran problema, pero tratar de tocar la guitarra slide con los ojos cerrados…

Texto: Xavier Valiño

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Contacto: jorge@ruta66.es
Suscripciones: suscripciones@ruta66.es
Consulta el apartado tienda

Síguenos en Twitter