Vivos — 27 julio, 2018 at 10:55

Gary Clark Jr – Caprichos de Apolo (Barcelona)

 

Gary Clark Jr. es más sabueso de directo que de estudio, aun habiendo cosechado buenísimas críticas de su aclamado Blak and Blu (2012. Prueba de ello es que con 34 años ha publicado ya dos álbumes en vivo, y que se enfrasca en una nueva gira a la mínima. John Mayer lo sabe, los Foo Fighters lo saben, ¡y hasta los Stones! Quien lo ha visto lo compara con SRV o Hendrix, y habiendo saldado esa cuenta, afirmo que Gary se mantiene personal como pocos.

Arrancó puntual ante un público heterogéneo que iba desde amantes del blues de mediana edad a jóvenes con el radar puesto sobre los Grammy. La rockera y cinematográfica interpretación de «Come Together» parecía una forma fácil de empezar, cuando aparecieron los problemas técnicos en «Ain’t Messing Around», durante los cuales su banda –con el bajista Johnny Bradley, el baterista Johnny Radelat y un fantástico King Zapata a la guitarra rítmica pero también solista– mantuvo el groove mientras el bueno de Gary se dedicaba a firmar discos entre las primeras filas.

Solventado el reparo, Gary sigue algo frío, y no es hasta el Texas blues «Travis County» que sus dedos se calientan para, de aquí en adelante, deleitarnos con todo lo que sabe hacer con una guitarra. Tocó el slide en «Next Door Neighbor», se puso tierno en «Things Are Changin’» y se arrancó de nuevo con «When My Train Pulls In» en un fino repertorio para todos los gustos que tanto permitiría bailar como no perderse detalle de las habilidades de uno de los mejores guitarristas del mundo. Regresó al escenario con «Bright Lights» antes de que se encendieran las luces después de una hora y media de recital. Serio y poco comunicativo, o sensible y tímido, logró estar a la altura de la expectativa. Ardua tarea.

 

Texto: Borja Figuerola

Foto: Sergi Fornols

 

 

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: