Discomático — 29 enero, 2017 at 12:28

Monster Magnet – Tab/Spine of God (Napalm)

Si en algún momento de su carrera Monster Magnet merecieron la dudosa etiqueta de stoner, es en esta época, a principios de la década de los noventa. Tab es uno de los primeros EPs de la banda de Dave Wyndorf, en la que sin rubor se animaban a publicar con actitud temas de hasta 32 minutos. Vamos, que los 12’39’’ de «25» son puro punk-rock al lado de paisajes lisérgicos dignos de Hawkwind, que como alguien sabiamente dijo, son la única banda progresiva de tres acordes. Mucho más foco y concreción trajo Spine of God, el álbum debut de 1991. Todo sigue siendo un asunto bastante psicodélico en general, pero la influencia de Black Sabbath empezaba a entrar en el garage vintage de Wyndorf a través de la guitarra de John McBain. «Black Mastermind»,  «Medicine», «Zodiac Lung», empiezan a ser canciones reconocibles y diferenciables, y «Spine of God» es un clásico que hasta el día de hoy sigue dando miedo cada vez que lo dejan suelto en directo. La versión de «Sin’s a Good Man’s Brother» de Grand Funk Railroad agrega credibilidad retro al disco, y empieza a definir a Wyndorf como un inteligente cazador de canciones ajenas. Tras Spine of God, John McBain dejaría la banda para formar en Seattle el supergrupo Hater, y Monster Magnet arribarían merecidamente a su etapa más creativa y exitosa, en la que siempre habría un barniz de psicodelia y de garage, con origen claro en estos dos discos. Excelentes remasterizaciones —en el caso de Spine of God, incluye la demo de «Ozium»— que  traen al primer plano un período fermental de un grupo en búsqueda de su identidad sonora. Varios viajes astrales después, Dios dijo sí, y Dave Wyndorf entró en el panteón de los grandes.

 

DANIEL RENNA

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: