Encuentros — 21 abril, 2014 at 11:34

Marc Ford, Algunos no podemos elegir…

MARC FORD

Le guste o no su nombre irá para siempre ligado al de The Black Crowes. Una banda que en plenos noventa nos devolvió a muchos la fe en el rocanrol. Y él, en concreto, pasó a ser en aquellos momentos uno de nuestros héroes de la guitarra. Su excelente trabajo en The Southern Harmony & Musical Companion, uno de los discos más importantes de aquella década, lo elevó a los altares. Éxito y grandes giras que traen decisiones equivocadas y malas compañías de carretera. Ahora desarrolla una carrera en solitario algo errática y que se mueve en diferentes ejes. El rock clásico al estilo del Eric Clapton setentero del apreciable debut, It’s About Time (2003), y su sucesor, Weary & Wired (2007), el blues junto a The Neptune Blues Club (editado en 2008 y quizás su mejor disco hasta la fecha) y el rock americano de autor que presenta en su reciente Holy Ghost. Ha enderezado su vida, se encuentra feliz y relajado, y así, aunque de manera escueta (parece hombre de pocas palabras), responde la batería de preguntas que le presentamos.

Ha pasado mucho tiempo desde tú último álbum… Imagino que has estado muy ocupado todo este tiempo…Holy Ghost es un disco muy relajado. ¿Es el tipo de composiciones que te satisface ahora mismo?

En estos momentos es perfecto. Refleja el excelente momento por el que atravieso. Así es mi vida ahora.

Hay influencias country. ¿Te gusta ese estilo musical?

Si. Me encanta la vieja música country. Tanto como me gustaba el rock & roll cuando empecé. Siento una cercanía al country muy similar a la que tenía con el rock cuando era un adolescente.

Has escogido un título muy religioso para el disco. ¿Cuál es la razón?

Simplemente me gusta. Me encanta Holy Ghost.

Lo has grabado en Inglaterra. En los estudios Rockfield del País de Gales. ¿Qué te llevo a grabar allí?

Le pedí a Stew Jackson si quería ser mi productor y si podía usar a su banda, The Phantom Limb*, como músicos para el disco. Su respuesta afirmativa marcó la elección del camino. Estoy muy contento de haber grabado allí.

*(Marc ha producido a The Phantom Limb)

No hay excesos guitarreros. Todo encaja en el conjunto. ¿Prevalece el cantante y el compositor por encima del guitarrista?

Bueno, creo que tengo una carrera como guitarrista lo suficientemente larga  a mis espaldas como para no tener que justificar mi habilidad como instrumentista. Componer es una de mis principales pasiones y a eso me dediqué.

Muchas de las letras hablan de amor. Perdido o bien no correspondido. ¿Te gusta escribir sobre las relaciones humanas?

En mi opinión ese es el único tema sobre el que hay que escribir.

Tu mujer y tu hijo colaboran en el disco. ¿Te gusta trabajar con la familia? Tu hijo Elijah ya ha tocado contigo en otras ocasiones. Y en esta gira ejercerá de telonero…

Absolutamente. No hay nada mejor. Cantar con la familia es una cosa hermosa. Debería hacerse más…Si, desde luego, y no solo por que sea mi hijo. Elijah tiene mucho talento. Se merece todo lo que ha logrado y me encanta tenerlo a mí alrededor.

¿Qué clase de repertorio ofrecerás en la gira? Primará tú último álbum o harás un recorrido por toda tu carrera…

No, haremos canciones de todos mis discos y también os lanzaremos unas cuantas versiones.  A la gente le gustan…

Me gustaría preguntarte por tu faceta de productor. Has trabajado en buenos discos, Ryan Bingham, The Phantom Limb, Chris Lizzote (que también aparece en Holy Ghost), The Steepwater Band… ¿Te gusta? ¿Disfrutas del trabajo en el estudio?

Me apasiona. Requiere de mucha experiencia y de todas las cosas que he aprendido durante todos estos años en el negocio de la música. Pero también puedo aburrirme si estoy haciendo lo mismo una y otra vez o durante demasiado tiempo…Necesito mantenerme interesado.

Has colaborado con muchos músicos como guitarrista, Gov’t Mule, Ben Harper, Izzy Stradlin, Thee Hypnotics… ¿Qué intentas aportar como músico cuando ejerces ese papel de acompañante?

Primero trato de averiguar qué es lo que están buscando. Y si tienen una idea clara de ello. De lo contrario, si esperan que sea yo el que contribuya con cosas propias pues trato de meterme a fondo en la canción y encontrar lo que encaje mejor en ella.

¿Qué piensas del estatus de culto del que disfruta Burning Tree? La prensa os recibió en su momento con los brazos abiertos pero la respuesta comercial no fue la esperada…

Me encanta, y soy muy feliz, de  que a la gente le siga gustando ese disco. Pusimos mucha energía y muchas ganas en el. De ahí que resultara un poco frustrante que no funcionara muy bien…

¿Hay alguna posibilidad de volver a trabajar juntos como Burning Tree?

Nunca se puede decir nunca. Pero ahora mismo no tenemos ningún plan al respecto…

No sé si quieres hablar de la etapa con los Black Crowes…

No me importa responderte a un par de preguntas sobre mi estancia en los Crowes. Entiendo, y respeto, que significa mucho para algunas personas. Pero he hecho muchas otras cosas y mi atención se centra en este nuevo disco.

Bien, pues solo una… ¿El mejor y el peor recuerdo de esa fase de tu vida?

Fue muy divertido, éramos muy jóvenes y era cumplir aquellos sueños de adolescente pero, por otra parte, cometí algunos errores…

He leído que empezaste tocando el piano. ¿Cómo acabaste con una guitarra en las manos?

Pues de la manera más simple que puedas imaginar. Vi una en un mercadillo y caí rendidamente enamorado de ella.

¿Cuáles son tus guitarristas favoritos? ¿Y tus mayores influencias como músico?

Como músico, obviamente, tengo muchas influencias. No solo musicales. Un libro, una película, una conversación…Todo se filtra a través de mi manera de tocar y componer. Es un todo y, finalmente, sale de la manera que sale. Me encantan un montón de guitarristas. Algunos  de los que me marcaron cuando era adolescente fueron John Fogerty, Davey Johnson, Chet Atkins, Jeff Beck, Jimi Hendrix… Me encanta Richard Thompson.

Una última cuestión. Tras tantos años de carrera me gustaría que lo valoraras… ¿Ha valido la pena dedicarse al rock & roll?

Y tanto que ha valido la pena. Absolutamente. Vivir una vida como esta, apasionada, cambiante, inestable, no siempre es lo más fácil pero creo que algunos de nosotros no tenemos ninguna posibilidad de elección…Es lo que somos…

Manel Celeiro

Foto: Jessie Lee Cederblom

7 Mayo 2014, Barcelona, Apolo 2.

8 Mayo 2014, Valencia, Loco Club.

9 Mayo 2014, Murcia, Garaje Beat Club.

10 Mayo 2014, Madrid, El Sol.

11 Mayo 2014, Estepona (Málaga), Louie Louie.

12 Mayo 2014, Cádiz, Supersonic.

14 Mayo 2014, Santander, Black Bird.

15 Mayo 2014, Pamplona

16 Mayo 2014, Bilbao, Kafe Antzokia.

17 Mayo 2014, Gijón, Acapulco.

18 Mayo 2014, Cangas do Morrazo (Pontevedra), Salason.

19 Mayo 2014, La Coruña, Mardi Gras.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: